“Donde pones tu energía…crece” Claudia V. L. Ruiz Abril 8 2020

Anoche tuve un sueño… imaginé un tiempo y un lugar en el futuro… Pero ese futuro nos alcanzó y nos “empujó” a nuestros hogares. 

La televisión y las redes sociales nos presentan escenas “dantescas” que parecieran futuristas, con calles desiertas, hospitales saturados y decesos por doquier. Ni en sueños habríamos siquiera imaginado que nos tocara presenciar algo así, pero esta es nuestra realidad ahora. Una realidad llena de contrastes, en la que podemos ver miedo, dolor, sufrimiento, mezquindad o ruindad de algunos,  pero también unión, solidaridad, compasión, compromiso, esfuerzo, alegría, tolerancia, lealtad, fe, confianza, paz y amor en los corazones y en las acciones de muchos.

No tenemos control de lo que acontece en el exterior, de la “historia” que nos sucede, de “eso” que pasa de manera externa a nosotros; pero si podemos decidir qué actitud vamos a asumir, ante el camino que nos toca transitar.

Pregúntate ¿qué quieres hacer con esta realidad?, ¿para qué te toca vivir esto? ¿qué puedes aprender?… ¿qué postura quieres asumir?. Son innumerables las alternativas. Algunos eligen una actitud irresponsable en el “no pasa nada”  optando por ninguna precaución, poniendo en riesgo su persona y la de los demás; otros, dando vueltas a ideas de conspiración; otro tanto, paralizándose por el miedo; unos cuantos pensando que es el final, el Apocalipsis; muchos, cuidando de no saturarse de información alarmista, que sólo deprime el ánimo y lo que se requiere es mantenerlo positivo, si no con pequeñas, pero suficientes, dosis de información  fidedigna ya que la ignorancia mata, pero la cantidad adecuada permite tomar las mejores decisiones; y muchos más, enfocando esto como una “oportunidad” y, por consecuencia, empleando el tiempo de mil modos distintos, pero igual de provechosos todos.  

¿Oportunidad?, si, ¡oportunidad! … Oportunidad de estar con quien llames familia (pareja, esposo –a-, hijos, padres, hermanos, tu mismo, amigos, mascotas); de amar a quien te ama y lo que te rodea; pero, sobre todo, de estar contigo, de volver a ti …a quién realmente eres, a tu centro, a tu Ser interno, al Amor.   

¿En dónde pondrás tu energía? ¿En enojos, lamentos, miedos y reclamos? ¿O en la alegría de estar vivo, en el amor por los tuyos y por los demás, en la solidaridad con el otro, en la compasión por el desvalido, en crecer, en aprender, en dar, en hacer lo que se necesita y requiere para ayudar, para apoyar? ¿en dónde pondrás tu energía?.

Nadie puede decidir por ti, la elección es tuya… Si hicieras uso de tu libertad de una manera responsable ¿dónde la enfocarías?…

Decide sabiamente, porque donde decidas poner tu energía, ésta crecerá.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

33 − 28 =